Cincuenta y cinco años de prisión a asesino

Luis Antonio Cuevas López
Ciudad de México

Un juez de primera instancia dictó sentencia condenatoria de 55 años de cárcel contra un sujeto que en el 2010 asesinó a su ex pareja, al novio de ésta y a uno de sus hijos, además de causar lesiones a una menor también hija de su exmujer en el interior del domicilio de sus víctimas.

El triple homicidio ocurrió el 18 de noviembre de 2010 cuando Luis Antonio Cuevas López, de entonces 38 años, llegó a la casa de su ex pareja María Isabel Campos Domínguez, de 40, en la colonia La Conchita, en Tláhuac. Según la PGJDF, buscaba reclamarle porque un día antes la había visto entrar a un hotel con su nueva pareja.

Cuevas López no esperaba que en la vivienda estuviera su rival, identificado como Sergio Galván Mondragón, de 22 años de edad. Al ver al hombre descansando en la cama de una de las habitaciones de la casa de su expareja, empuñó una pistola calibre .38 que llevaba consigo y le disparó en la cabeza.

Cuando escuchó los disparos, Brandon Ramírez, de 12 años, hijo de María Isabel, entró a la recámara. Apenas lo vio, Luis Antonio le asestó un tiro en la cabeza. María Isabel, su ex mujer, salió corriendo al patio, pero a un lado del lavadero fue alcanzada por el taxista y la hirió con un cuchillo, después la golpeó con un tabique en la cabeza y finalmente le dio un balazo en la frente. Cuando se dirigía a la calle para retirarse vio a Leslie, la otra hija de María Isabel, de 16 años de edad. A ella también le disparó, pero logró recuperarse de su lesión.

Debido a que la balacera había alertado a los vecinos, estos dieron aviso a las autoridades, mismos que arribaron al lugar, por lo que Luis Antonio Cuevas López se encerró en uno de los cuartos de la casa, donde se apuñaló cinco veces con un cuchillo y después trató de enterrarse un desarmador en el pecho.

Su intento de suicidio fracasó, pues cuando llegaron los servicios de emergencia fue encontrado con vida. Una vez dado de alta fue ingresado al Reclusorio Norte, donde el juez 1 penal le acaba de dictar sentencia de 55 años de prisión y el pago de 269 mil 389 pesos por concepto de indemnización y gastos funerarios.