Terapeuta asesinado cerca del Parque del Queso


Chetumal, Quintana Roo.- El cadáver de un hombre de 68 años de edad fue encontrado por su vecino atado de pies y manos en una zona residencial de la ciudad de Chetumal donde habitan varios funcionarios de la administración pública estatal y federal.

Alrededor de las nueve de la mañana de este martes se reportó al número de emergencias 066 el macabro hallazgo realizado en un domicilio de la calle Carlos A. Madrazo y 4 de marzo, a espaldas del conocido parque del “Queso”, donde se encontró el cuerpo del anciano amarrado de pies y manos con cables y con muestras de que fue golpeado.

Fue uno de los vecinos de la víctima quien se percató del hecho, ya que al amanecer vio la puerta de ese domicilio abierta, y al intentar alertar a su vecino, entró hasta la sala de la casa donde se encontró con la dantesca escena.

Al lugar arribaron elementos de las policías ministerial y estatal, e incluso algunos agentes de la Policía Federal, quienes verificaron que el hombre ya no presentaba signos vitales. Según la información que se supo hasta el momento, el crimen fue cometido en algún momento de la madrugada.

Extraoficialmente se pudo averiguar que el ahora occiso respondía al nombre de Raymundo Maldonado Benítez, de 68 años de edad, y era terapeuta jubilado, ex empleado del Hospital General de Chetumal.


La necropsia realizada a Raymundo Maldonado Benítez arrojó que falleció derivado de una asfixia por estrangulamiento, siendo encontrada además una contusión en la región frontal del cráneo hasta la zona parietal derecha, y el cuerpo estaba en posición decúbito ventral (boca arriba).

Asimismo, al momento de ser hallado vestía un short deportivo tipo bermuda, playera azul y estaba descalzo.

Los agentes preventivos notaron que todo lo que se encontraba en el interior de la casa estaba revuelto, aunque no se pudo determinar si hacían falta artículos.

Información recabada entre los vecinos señala que durante la noche anterior, fueron vistos tres muchachos en la casa acompañando al ahora occiso, en una convivencia donde presuntamente se encontraban ingiriendo bebidas embriagantes.

Los jóvenes fueron descritos como uno de 21 años y los otros dos, menores de edad.

El cadáver fue encontrado por los vecinos que pasaron por el lugar horas antes con rumbo al parque conocido popularmente como “Del Queso”, con el fin de realizar sus ejercicios matutinos, mismos que notaron abierto el portón trasero de la casa, ubicado sobre la calle Carlos A. Madrazo, sin embargo, esta situación no se les hizo anormal, pero al regresar continuaba abierto y fue cuando se asomaron y vieron la dantesca escena.

Un vecino de las cercanías reveló al diario POR ESTO! que la víctima realizaba constantemente fiestas con jóvenes donde estaba presente el alcohol, lo cual causaba incomodidad a los habitantes de la zona.

Debido a lo anterior, las autoridades abrieron una línea de investigación en torno a un posible asesinato por motivos pasionales. 



Fuente: Por Esto!