Exigen justicia familiares de Arena del Rocío






A las 8 de la mañana aproximadamente una marcha de padres de familia recorrieron la avenida Insurgentes hasta el edificio del Poder Judicial de la Federación manifestando su inconformidad por la protección que recibe Jorge Walter Villanueva Ramírez, presunto autor intelectual del arquitecto Octavio Augusto Góngora Jiménez y de Arena del Rocío Palacios Valdez que tenía cinco meses de gestación.


















Adrián GONZALEZ CALDERON
Familiares del ingeniero Octavio Góngora Jiménez y la maestra Arena del Rocío Palacios Valdez llevaron a cabo una marcha durante la mañana de ayer, la cual inició en la colonia Centro de Chetumal, tuvo como primera parada el Juzgado Sexto de Distrito donde trabaja el principal sospechoso del caso y concluyó en las instalaciones de la Procuraduría General de Justicia del Estado (PGJE). Al filo de las ocho de la mañana, más de 150 personas se reunieron en la avenida Independencia, frente a las instalaciones de la Cruz Roja Mexicana, con el objetivo de acudir al juzgado federal antes mencionado, para exigir a la jueza María del Socorro López Villarreal que deje de involucrarse en la investigación de este triple homicidio.

Los manifestantes llevaban consigo pancartas y mantas en las cuales responsabilizan de manera indudable a Jorge Walter Villanueva Ramírez, secretario de Juzgado Sexto de Distrito, de este sangriento crimen.

En cuestión de minutos, los padres, tíos, hermanos, primos y amigos de Arena del Rocío Palacios y Octavio Góngora Jiménez caminaron hasta el recinto federal, sitio en el que exigieron a la jueza que deje de involucrase en las averiguaciones, además de que representaron la escena del homicidio, como una muestra del dolor que los invade.

Posteriormente estas 150 personas se trasladaron hasta las instalaciones de la PGJE, según ellos para pedir a las autoridades judiciales y ministeriales que no se dejen intimidar por las influencias de los presuntos responsables del triple homicidio.

Al cabo de unos minutos, el titular de la dependencia, Gaspar Armando García Torres, sostuvo una plática con los manifestantes, a quienes dijo que las publicaciones de Diario de Quintana Roo han sido acertadas y que conformó un grupo especial para la investigación del crimen.

De igual forma, el abogado de Quintana Roo dijo que el agente judicial Hugo Gómez fue enviado a la Zona Norte de Quintana Roo, debido a que existe la sospecha de que pudo actuar de manera indebida y con el objetivo de que no pueda relacionarse con las indagatorias, además de que ahora será investigado por el Departamento de Asuntos Internos.

El procurador confirmó que la jueza María del Socorro López envió una solicitud para conocer el estatus legal de Walter Villanueva, pero aseguró que esta solicitud es improcedente, sin importar los argumentos que exponga para explicar su actuar.

“La principal línea de investigación apunta a que este sujeto es el principal sospechoso, no sólo por los antecedentes que han sido bien documentados, sino por su manera de actuar después de haber ocurrido el crimen; sin embargo, se procederá conforme a derecho y procederemos cuando tengamos suficientes pruebas como para resolver el caso”, añadió.

García Torres dijo que no fue recibida la declaración escrita que quiso entregar el día lunes el abogado Marco Antonio Alvarez Trejo, por parte del secretario del Juzgado Sexto de Distrito, debido a que este sujeto aún no tiene calidad de presunto responsable y su anticipación al proceso levanta aún más sospechas.

Es necesario mencionar que los consanguíneos de las víctimas dijeron al procurador de Justicia que Walter Villanueva Ramírez contaba con armas de fuego, ya que publicaba fotos en su página de Facebook con todo tipo de pistolas y rifles, además de que este sujeto ha mostrado documentos en la escuela de su hijo, firmados por Arena del Rocío Palacios, los cuales se cree que obtuvo por la fuerza durante el tiempo en que esta mujer estaba raptada.

De igual forma, aseguraron que están investigando el caso por cuenta propia, han obtenido videos de vigilancia privada y otros indicios que fortalecen sus sospechas, pruebas que serán recibidas y analizadas por las autoridades del Ministerio Público por instrucciones del titular de la Procuraduría General de Justicia.

ENTREVISTA CON EL ABOGADO DE LOS FAMILIARES
En representación de los familiares de las víctimas de este crimen, el abogado Ramiro de la Rosa Bejarano brindó una entrevista en la que reveló información importante sobre la investigación de este múltiple asesinato y confirmó que el agente judicial Hugo Gómez modificó la escena de la ejecución, sembró pruebas y actuó de manera ilegal.

“El objetivo de esta marcha es exigir justicia, queremos que tanto el autor intelectual, como los materiales, sean castigados, y exigimos a la jueza María del Socorro López Villarreal que saque las manos del caso, ya que ha mostrado un incansable deseo de proteger a su trabajador, con quien sostiene un romance”, añadió.

Agregó que la jueza ha incurrido en actos indebidos desde el principio de la investigación, puesto que le negó el acceso a agentes judiciales al recinto, cuando se pretendía interrogar a su secretario, sin mencionar que durante los juicios previos que se interpusieron por la patria potestad y la manutención del hijo de la ahora occisa y el sospechoso del crimen, hicieron que estos casos fueran ventilados en este juzgado y poder manipularlos a favor del funcionario.

Ramiro de la Rosa Bejarano dijo que Walter Villanueva Ramírez ha desaparecido de su trabajo y no ha sido despedido, además de que María del Socorro López ha solicitado a la Procuraduría General de Justicia información sobre este crimen, lo que considera una muestra clara de inmiscuirse en el asunto.

“No es posible que esta persona intente enviar a su abogado, para entregar una declaración escrita y diga que no sabía de la muerte de su ex esposa, la mamá de su hijo, tal y como lo declaró a Diario de Quintana Roo, cuando fue un caso que atrajo la atención de todos los medios y estremeció a Chetumal, además de que es irónico que diga que no fue a su vivienda porque sabía que había agentes judiciales ahí y que temía ser torturado”, agregó.

El jurista dijo que el caso ha recibido una atención adecuada por parte de la Procuraduría General de Justicia del Estado, puesto que fue detectado que el agente judicial Hugo Gómez sembró pruebas en la escena del crimen, además de que ingresó a la vivienda de los ahora occisos, revisó varios muebles y tomó fotografías.

El declarante dijo que una de las líneas de investigación apuntan a que este agente judicial, quien incluso amenazó de muerte al comandante del Grupo de Homicidios, y el conocido narcotraficante Carlos Cabañas Catzín, alias “El Monstruo”, podrían estar involucrados en el caso, puesto que el delincuente cuenta con el apoyo del secretario del Juzgado Sexto de Distrito.

Es preciso mencionar que los manifestantes reconocieron la objetividad, puntualidad y veracidad con que se ha manejado este caso en las páginas de esta Casa Editora, lo cual se seguirá haciendo, no sólo con este, sino con todos los sucesos que estremezcan a los quintanarroeneses.
Fuente: Diario de Quintana Roo